Global
Cuestione | El odio de Trump a las víctimas de explosivos
Global
El odio de Trump a las víctimas de explosivos
CNN, Obama y Clinton: ¿Sus favoritos?
01 Nov | 2018
Por: Redacción
Cierto pero Manipulado
El odio de Trump a las víctimas de explosivos
CNN, Obama y Clinton: ¿Sus favoritos?
Nov 01, 2018
por: Redacción
Cierto pero Manipulado
Compartir:

Dos semanas antes de las elecciones intermedias en Estados Unidos, algunos paquetes sospechosos intentaban llegar a demócratas de ese país como Barack Obama, Hillary Clinton o Joe Biden, incluso a la cadena de televisión CNN. En su interior había bombas caseras.

Las bombas fueron interceptadas a tiempo por las autoridades. La conexión entre las posibles víctimas era una: se trataba de enemigos políticos o críticos al presidente Donald Trump.

Cuestione hizo una recopilación de algunos tuits que lanzó Trump en el pasado a quienes recibieron las bombas. ¿Será posible que este tipo de comentarios hayan motivado a César Altieri Sayoc, presunto sospechoso, ya bajo arresto, a enviar los explosivos?

 

Hillary Clinton, su exrival presidencial

El 12 de julio de 2015, Trump ligó a Joaquín El Chapo Guzmán, quien se había fugado una noche antes, contra sus detractores, Jeb Bush y Hillary Clinton.

 

 “¿Puedes imaginar a Jeb Bush o Hillary Clinton negociando con  El Chapo, el narcotraficante mexicano que escapó de la cárcel? ....”.

 

Luego, el 17 de octubre de 2015, Donald Trump estaba tan preocupado por Hillary Clinton en la campaña rumbo a la Casa Blanca, que hasta las portadas de las publicaciones en las que salía eran tema del día.

 

 “@HillaryClinton está en la primera página del @nytimes moviendo a 200 personas en New Hampshire. La multitud a mi lado era de 55 mil personas – ¡sin imagen!”.

 

Pero un día antes de Navidad, el 24 de diciembre de 2015, Trump no desaprovechó la oportunidad para mandarle malos deseos a Hillary Clinton, a quien tachó de “defectuosa”.

 

 “El año que viene será interesante. Estoy ansioso por correr contra Hillary Clinton, un candidato totalmente defectuoso y golpearla profundamente”.

 

En año de elecciones, Trump tuiteaba el 27 de julio de 2016 su odio contra los migrantes y evidenció a Hillary Clinton por apoyarlos, aunque él los contrata para sus hoteles.

 

 “La torcida Hillary Clinton quiere inundar nuestro país con inmigrantes sirios de los que sabemos poco o nada. El peligro es masivo. ¡No!”.

 

Contra su antecesor en la Casa Blanca

El 10 de julio de 2016, Trump hizo ver que si no estabas de su lado, eras básicamente de otro mundo, a lo mejor, como el expresidente Barack Obama.

 

 “El Presidente Obama cree que la nación no está tan dividida como la gente piensa. Él está viviendo en un mundo de fantasía”.

 

El 13 de junio de 2018 tuiteó un ejemplo práctico de aquel dicho: “El enemigo de mi enemigo es mi amigo”.

 

 “Antes de asumir la Presidencia, la gente estaba asumiendo que íbamos a la guerra con Corea del Norte. El presidente Obama dijo que Corea del Norte era nuestro problema más grande y más peligroso. Ya no - Duerman bien esta noche!”.

 

Trump y las pantallas de CNN

Otra de las duras confrontaciones de Trump comenzó el 14 de mayo de 2016, cuando pareció una batalla de ¿los medios contra Trump o Trump contra los medios? al hablar de la cadena CNN.

 

 “Wow, @CNN está realmente trabajando duro para hacerme ver tan mal como sea posible. Muy poco profesional. Sufriendo con el rating ¡mala televisión!”.

 

O por ejemplo, el 17 de febrero de 2017 Trump aplicó la máxima de los políticos y figuras públicas. “A nota mala, enemistad ganada”.

 

 Los medios de comunicación falsos (fallando,,, @nytimes @NBCNews @ABC @CBS @CNN) ¡no son mi enemigo, son los enemigos del pueblo estadounidense!”

 

Duro contra el vicepresidente

Para descalificar, Trump se pinta solo y el 22 de marzo de 2018 tachó al entonces vicepresidente, Joe Biden, de loco y débil, por una supuesta agresión.

 

 “El loco de Joe Biden está tratando de actuar como un tipo duro. En realidad, es débil, mental y físicamente, y aún así me amenaza, por segunda vez, con una agresión física. No me conoce, hubiera caído rápido y duro, llorando todo el tiempo. ¡No amenaces a la gente Joe!”.

 

Al final, el vicepresidente Mike Pence se pronunció sobre las amenazas de bomba contra CNN, Barack Obama, los Clinton y demás. Dijo que “estas acciones cobardes son despreciables y no tienen cabida en este país”.

 



Compartir: