Las razones por las que Israel rechaza el alto al fuego en la Franja de Gaza

Compartir:

- Advertisement -

Los ataques en Gaza continúan y se agravan mientras Israel rechaza un alto al fuego que sí aceptó Hamás. Además, el ejército israelí incrementa los ataques en Rafah, la zona supuestamente segura de la Franja de Gaza de donde ahora han huído más de 110,000 palestinos en medio del terror, de acuerdo con la ONU. Ahora también reportan nuevos combates en el norte, una zona supuestamente bajo control.

El 6 de mayo de 2024, Hamás, grupo responsable del ataque a territorio israelita que catalizó la guerra, anunció que había aceptado los términos de un alto al fuego propuesto por los mediadores árabes.

Funcionarios de Estados Unidos aseguraron que el documentto tenía cambios de redacción de una propuesta que había presentado el país gobernado por Joe Biden y el mismo Israel y Benjamín Netanyahu, primer ministro israelí, declaró que la propuesta para el alto al fuego está “muy lejos de las demandas centrales de Israel”.

Te puede interesar: Una guerra abierta entre Irán e Israel podría haberse detenido… por ahora

¿Qué dice la propuesta?

Lo que se conoce del acuerdo es que fue elaborado en colaboración con Egipto y Catar, incluye un acuerdo sobre los rehenes, la retirada completa de los soldados israelíes de Gaza, un intercambio de personas cautivas, la reconstrucción del territorio y el levantamiento del bloqueo israelí del enclave.

El acuerdo iniciaría con Hamás liberando a 33 rehenes de Israel a cambio de cientos de prisioneros palestinos durante un periodo de 42 días, y terminaría con la reconstrucción de Gaza durante “un periodo de calma sostenible”. El acuerdo se dividiría en tres fases de 42 días e incluye una posible retirada de las fuerzas israelíes del territorio de Gaza en la segunda fase.

Funcionarios estadounidenses acusaron que el acuerdo aceptado por Hamás no respetó los diálogos que se establecieron previamente para un posible alto al fuego y que el anuncio de la aceptación del acuerdo es más bien una estrategia de Hamás para simular que está dispuesto a negociaciones que encaminen hacia la paz.

“No es que Hamás aceptara un cese al fuego que Israel estuviera poniendo sobre la mesa sino que los mediadores internacionales pusieron un cese al fuego sobre la mesa. Hamás aceptó las condiciones, pero Israel dijo ‘nosotros continuamos con nuestra estrategia’”, nos explicó Daira Arana, especialista en temas de militarización y directora regional de la organización de análisis de asuntos internacionales, Global Thought.

Destruir Palestina, el objetivo de Israel

Daira Arana consideró que es claro que la estrategia de Israel no es la paz en términos de lo que se ha establecido en la comunidad internacional que son estas vías de los dos Estados: el reconocimiento de Palestina como de Israel, ni un cese al fuego en el que reduzca su actividad militar.

“La estrategia de Israel es ganar una guerra convencional contra un enemigo muy concreto que no es solamente Hamás como grupo organizado con capacidades militares, sino que lo que ya ha estado muy claro en la mayoría de los medios y los posicionamientos de organizaciones internacionales que están en el terreno que el objetivo de Israel es derrotar al pueblo palestino”, acusó la especialista.  

Te puede gustar: Netanyahu: el personaje que unió a Israel contra Hamás y ahora está al borde del abismo

Daira Arana también resaltó que es importante tener en cuenta este verdadero objetivo de Israel para entender toda la estrategia que está detrás al no aceptar éstos acuerdos y se deben encender las alarmas a nivel internacional para tomar medidas.

“En primer lugar, la presión diplomática es sumamente importante y no ha sido suficiente; los llamamientos que han habido en las Naciones Unidas y foros multilaterales señalan a Israel cometiendo crímenes atroces, de guerra incluso. Aunque faltaría la evidencia técnica que lo corrobore, a todas luces hay violaciones graves al derecho internacional humanitario”, destacó.

Entre estás violaciones están la falta de protección de la población civil, los ataques indiscriminados o el uso de armas que no distinguen entre civiles y objetivos militares, detalló Daria Arana. Agregó que son los Estados que conforman la comunidad internacional quienes no están teniendo medidas lo suficiente activas para que Israel sienta una presión internacional.

Sin acciones contundentes que generen presión -como la ruptura de relaciones diplomáticas o comerciales– Israel no se verá obligado a detener los ataques, resultando en un incremento de las consecuencias humanitarias como lo estamos viendo en Rafah donde el 10 de mayo de 2024 las fuerzas israelíes tomaron el control de la carretera y rodearon con tanques todo el lado oriental de la ciudad.

Israel ordenó a la población civil que abandonen esta zona donde se refugian más de un 1,000,000 de personas desplazadas de otras regiones de la Franja de Gaza por el conflicto y, como mencionamos al inicio de la nota la ONU contabiliza más de 110,000 personas que han huído de la ciudad en los últimos cinco días. 

También puedes leer: ¿Qué escenarios le esperan a Gaza tras el fin del cese el fuego entre Israel y Hamás?

La situación es tan tensa que incluso Estados Unidos tuvo que retener un envío de armas a Israel por el temor a una ofensiva en Rafah lo que ha causado algunas asperidades entre Netanyahu y el presidente estadounidense Joe Biden.

Daira Arana señaló que si los que están sentados en las mesas de decisiones no toman acciones concretas para obligar a Israel al cese al fuego y a que reduzca su operación bélica, las atrocidades cometidas contra el pueblo palestino no se van a detener. Son medidas que han sido aplicadas en otros conflictos, como en el caso de la guerra entre Rusia y Ucrania.

Si los países que condenan la invasión rusa a Ucrania rompieron relaciones con el país liderado por Vladimir Putin ¿por qué no está pasando con Israel?, se cuestionó la especialista. 

Las víctimas mortales de estas decisiones “moralinas” que responden a intereses de unos cuantos poderosos está teniendo un costo irreparable para Palestina ante la mirada de muchos gobiernos que se cruzan de brazos mientras simulan estar en contra de la barbarie sin freno que persiste en la Franja de Gaza. ¿Qué tiene que pasar para que hagan algo?

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Recibe las noticias más relevantes de México cada mañana, inicia tu día informado.