Roberta Jacobson, el as de Joe Biden para atender la frontera con México

Compartir:

El presidente de EU, Joe Biden, busca “revertir las políticas dracronianas” en materia de migración establecidas por Donald Trump. Así se lo hizo saber a Andrés Manuel López Obrador en la conversación telefónica que sostuvieron el pasado 23 de enero.

El plan de Biden trae consigo una reforma migratoria. Desde el primer día de su mandato envió al Congreso de EU la Ley de Ciudadanía Estadounidense que, de contar con el respaldo de la Cámara de Representantes y el Senado, sería la vía para regularizar a 11,000,000 millones de indocumentados.

La propuesta también podría representar un primer reto para Biden, advirtió el director del US-Mexico Foundation, Enrique Perret, en el foro organizado por el diario El Financiero: El inicio de la era Biden. “La primera posible crisis para Joe Biden es la llegada de miles de migrantes centroamericanos”.

Te puede interesar: ¿Quiénes serán las mujeres y los hombres del gabinete de Biden que tendrán cercanía con México?

El papel de Jacobson

Biden planteó a López Obrador su intención por “reducir la migración abordando sus causas fundamentales, aumentando la capacidad de reasentamiento (asilo) y las vías de inmigración alternativas legales”. 

Para el nuevo presidente de EU es importante la coordinación de la frontera sur en el Consejo de Seguridad Nacional y, de ahí, la designación de Roberta Jacobson. Un acierto para Juan Sebastián González, asesor de Biden para América Latina.

“Siempre he admirado a Roberta Jacobson. Respetada, experimentada, y capaz, pocos se preocupan tanto o han trabajado tanto para avanzar en las relaciones Estados Unidos-México para que alcancen todo su potencial”, señaló González en Twitter.

Roberta Jacobson conoce bien la relación política estadounidense con América Latina. 

De 2016 a 2018 fungió como embajadora de EU en México. Fue nombrada por Barack Obama, pero por diferencias marcadas con la política migratoria de Donald Trump, renunció.

“Creyendo profundamente en la relación Estados Unidos-México, no puedo pretender nada menos que alivio por no tener que defender lo indefendible”, señaló Jacobson en un artículo publicado en The New York Times en octubre de 2018

De esta forma la demócrata, egresada de la Facultad Fletcher de Ley y Diplomacia de la Universidad Tufts, hizo una pausa a su carrera en el Departamento de Estado, que inició en 1986 en la oficina de gestión en la Casa Blanca

Jacobson se integró en 1989 a la Oficina del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, como secretaria especial del titular de esa oficina y fue nombrada secretaria ejecutiva tres años después. Fungió como directora de la Oficina de Planeación Política y coordinación de la misma dependencia, enfocada en relaciones civiles-militares, derechos humanos y combate al narcotráfico para todo el continente.

Durante la administración de George W. Bush, Jacobson fue directora de la oficina para asuntos mexicanos del Departamento de Estado, puesto en el que estuvo cinco años, para después especializarse en la región de norteamérica y del TLC en la misma dependencia.

Debido a su desempeño, la secretaria de Estado, Madeleine Albright (durante la administración de Bill Clinton), la nombró segunda al cargo en la embajada de Perú, pese a no haber estado al servicio del exterior, sino en un puesto civil.

Durante la administración de Barack Obama, Jacobson fue pieza clave y parte fundamental para restablecer las relaciones diplomáticas con Cuba y la apertura de la cancillería en La Habana en 2015.

Su carrera, enfocada también en derechos humanos, la llevó a participar en la marcha del orgullo gay el 25 de junio de 2016 ya como embajadora de Estados Unidos en México, para lo cual, algunos oficiales le sugirieron que fuera, con un cerco hecho de listones y trabajadores para rodearla y cuidarla, pero la entonces  embajadora se opuso. Ella argumentó que no podía participar en una marcha por la inclusión y no ser incluyente.

Quizá quieras leer: ¿Las plataformas digitales tienen más poder que los gobiernos?

¿Por qué debería importarnos? El retorno de Jacobson representa para México la vía para mejorar los altibajos que dejó la gestión de Donald Trump.

Roberta Jacobson va a ser una parte muy importante para México, “ella conoce muy bien el funcionamiento del país”, nos dijo  Raquel Saed, académica de Estudios Internacionales de la Ibero.

“Conoce a México y hay un genuino interés de esta cooperación entre ambos países. Biden le deja a Jacobson, que es una diplomática de alto nivel a este cargo, porque además lo puede hacer de inmediato, debido a que no tiene que ser aprobada por el Congreso y de inmediato puede realizar las acciones que se le encomendaron”, explicó Raquel Saed. 

Roberta Jacobson reportará de manera directa a la asesora de Seguridad Nacional, Elizabeth Sherwood-Randall.  Y se enfocará en los siguientes temas migratorios: 

  • Ampliar las vías legales para la inmigración
  • Analizar programas de empleo
  • Abordar el reasentamiento (asilo) de refugiados
  • Explorar formas de reformar el proceso de asilo

La diplomacia de Jacobson permitirá, además, contener caravanas de migrantes provenientes de Centroamérica. López Obrador afirmó que como parte de la estrategia de Biden se pretende destinar 4,000 millones de dólares en ayudas para Guatemala, El Salvador y Honduras. 

¿Qué tanta aceptación tendrá el plan migratorio de Biden en EU?

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Recibe las noticias más relevantes de México cada mañana, inicia tu día informado.