Sinaloa, Michoacán y Querétaro, estados en los que mexicanos gastan más en salud

Compartir:

Sinaloa, Michoacán y Querétaro son los estados de la República Mexicana en los que la ciudadanía gasta más recursos propios para cuidar su salud o combatir alguna enfermedad, de acuerdo con los datos de la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH) 2020 y el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

A este gasto en salud, técnicamente se le conoce como gasto de bolsillo y en 2020 aumentó 40%, ya que el promedio anual en 2018 era de 2,358 pesos y en 2020 fue de 3,299 pesos. 

De acuerdo con Judith Senyacen Méndez Méndez, investigadora del CIEP que da seguimiento a este tema desde el 2016, el aumento en 2020 se debió a la pandemia de la COVID-19, que obligó a suspender diversos servicios de salud públicos. Sin embargo también es un rezago en la inversión que hacen los estados en el Sector Salud, que dependen totalmente de la federación para cubrir esta responsabilidad. 

Para saber más del tema: Los estados más pobres de México tienen menos médicos especialistas

“Hay estados cuyo sistema de salud está básicamente financiado por aportaciones federales, es decir, todos los presupuestos que vienen del Fondo de Aportaciones para Servicios de Salud (FASSA), sin invertir recaudación propia o de otras fuentes de financiamiento”, nos explicó.

El FASSA es parte del ramo 33 en el Presupuesto de Egresos de la Federación y son los recursos que la federación -el gobierno central del país-, transfiere a los estados como parte del Acuerdo de Coordinación Fiscal y que están destinados específicamente para el gasto en salud.

“Hay entidades que básicamente con esto están financiando sus sistemas de salud”, advirtió Judith Senyacen Méndez.

Debido a lo anterior, nos explica la experta, los recursos públicos para dar servicios a la población a lo largo del país son insuficientes, por lo que las personas tienen que hacer un gasto mayor al planeado. 

Históricamente, nos explica Senyacen Méndez, este gasto se reparte en 50% privado y 50% público, o sea que la mitad de lo que la población necesita para mantener y cuidar su salud, era proporcionado por el Estado, pero prevén que en cuanto se tengan los datos completos de gasto en salud de 2020, este porcentaje sea mayor en gasto privado, el cual incluye el de bolsillo. 

Esto se puede comprobar en el estudio del CIEP correspondiente al 2016, en el que con datos desde 2014 estiman que el gasto privado en salud del país era de 47%, mientras que el público era de 53%. 

El gasto privado, de acuerdo con CIEP, está compuesto en promedio por 85% del gasto de bolsillo, que se completa con el gasto por pago de primas y cuotas, así como con el gasto de Instituciones Sin Fines de Lucro. 

También te puede interesar: Superada la barrera de las 100 millones de vacunas, siguen guardadas más de 17 millones de dosis

El estado que lo está haciendo mejor

El gasto que la población de Sinaloa realizaba en salud al año en 2018 era de 2,099 por persona, en promedio. En 2020 este gasto llegó a los 5,027 pesos, es decir, las y los sinaloenses gastaron 2,928 pesos más, un aumento de 140%. 

El segundo estado en el que la ciudadanía gasta más en salud de su propia bolsa es Michoacán, que desde el 2016 tiene esta posición. En Michoacán, de acuerdo con datos del ENIGH 2018, la ciudadanía gastaba 2,676 pesos en su salud al año, y en 2020, esta cifra subió a los 4,415 pesos. Este fue un aumento del 65%.

En Querétaro el aumento fue del 61%. En este estado la gente gastaba 2,394 pesos al año en salud durante el 2018 y en 2020 este monto llegó a los 3,855 pesos.

“Hay otras entidades que sí apuestan en invertir en los demás”, nos explica la investigadora del CIEP, al darnos el ejemplo de Guanajuato

En dicho estado la población gasta 2,083 pesos en salud anualmente, y en los últimos dos años este monto solo aumentó 231 pesos

Guanajuato porque es uno de los estados a los que nos hemos metido porque además hay mucha diferencia entre estados, en cómo presentan su información. No todos los estados tienen datos públicos y abiertos para poder realizar un análisis”, nos dijo  la investigadora. 

“Entre el 80 y 90% del gasto de salud de la mayoría de los estados proviene de lo que reciben del FASSA. Guanajuato tiene cuatro diferentes fuentes de financiamiento para satisfacer la demanda de salud en su territorio”, agregó.

Senyacen Méndez detalló que Guanajuato utiliza recursos del FASSA pero también reasignan los recursos no etiquetados que les da la federación -recursos no etiquetados para salud-.

Además, utilizan el presupuesto de libre disposición y realizan su propia recaudación para destinarlo a salud. 

También te puede interesar: 33 millones de mexicanos sin empleo formal no tienen acceso a la salud

“Nosotros lo que creemos desde nuestra trinchera del CIEP es que tiene mucho que ver la inversión y el presupuesto que se le destina al sector, sobre todo, considerando la situación a nivel nacional”, detalló. 

La experta nos explica que debido a que todos los estados tienen una variación en la disponibilidad de datos en materia de salud, por el momento no está disponible el detalle de en qué gastan más los pobladores por estado, pero adelantó que esto se sabrá en el próximo estudio del CIEP. 

¿Cuánto gastaste en salud durante la pandemia?

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Recibe las noticias más relevantes de México cada mañana, inicia tu día informado.