México
Foto: Victoria Valtierra/Cuartoscuro
Cuestione | Alguien miente (y ya sabemos quién) en el pleito de AMLO vs gasolineros
México
Alguien miente (y ya sabemos quién) en el pleito de AMLO vs gasolineros
La 4T y sus verdades a medias
20 Abr | 2019
Por: Redacción
Muy Cierto
Alguien miente (y ya sabemos quién) en el pleito de AMLO vs gasolineros
La 4T y sus verdades a medias
Abr 20, 2019
por: Redacción
Muy Cierto
Compartir:

Shell, G500, Fullgas y Walmart fueron expuestas por Andrés Manuel López Obrador como las marcas que venden más caro las gasolinas y el diésel tras un análisis llevado a cabo entre el 6 y 12 de abril.

Los precios superaron el margen inflacionario y en el caso de Shell por cada litro de gasolina Magna obtiene una ganancia adicional de 0.83 centavos por litro.

¿Las gasolineras nos están estafando? El titular de Petróleos Mexicanos, Octavio Romero Oropeza, afirmó que el Gobierno está cumpliendo con el compromiso de no elevar los precios.

La gasolina Magna es vendida por Pemex a los gasolineros en 17.90 pesos por litro para que se oferte en 19.40 pesos, sin embargo se observó que el precio, en promedio, para el público es de 19.52 pesos.

En tanto, la gasolina Premium es vendida por Pemex en 19.32 el litro a las empresas, y el precio público alcanza los 20.00 pesos, 0.10 centavos menos que lo establecido.

El diésel es entregado por Pemex en 19.40 pesos el litro para su venta al público en 20.96 pesos, sólo que las estaciones de servicio las venden en 21.29 pesos el litro.

Pareciera que nos están timando, ya que los números dados a conocer por López Obrador en la conferencia mañanera del pasado 15 de abril exponen las arbitrariedades de las empresas:

¿Culpa de los gasolineros?

“Los precios de las gasolinas se determinan por diversos elementos, como precios internacionales de crudo y de referencia de gasolina, así como un tratamiento fiscal”, señaló la Organización Nacional de Expendedores de Petróleo (Onexpo) en un comunicado el pasado 16 de abril.

Expuso un alza del 50% en los precios internacionales de las gasolinas en el primer trimestre de este año.

Pero los empresarios ya alzaron la voz: Pablo Gómez, presidente de la Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros (Amegas), aseguró que “no somos los gasolineros, está subiendo porque subió en Argentina, en Brasil, en Guatemala, en El Salvador hubo broncas, está subiendo en España, en todos los países de Europa está subiendo la gasolina por el pleito que trae Trump; es un fenómeno internacional donde se fijan el precio de las gasolinas”.

Instó al jefe del Ejecutivo a ordenar a Pemex Transformación Industrial y a la Comisión Reguladora de Energía (CRE) a fijar un precio menor para mejorar el costo al consumidor.

A su vez, Shell mencionó que “el valor de la gasolina depende, principalmente, de los precios internacionales de crudo”. A principios del 2019 el precio de la mezcla mexicana de petróleo fue de 43.65 dólares por barril y alcanzó al 12 de abril los 63.59 dólares.

AMLO y su balconeo a medias

Shell resultó ser la marca que vende más cara las gasolinas, pero López Obrador se olvidó de la variable regional para determinar el precio final, “la petrolera aseguró –el jueves 18 de abril- que para el caso de la gasolina regular y diésel, nunca ha registrado los precios más caros donde tiene estaciones en el país, a excepción de la Ciudad de México, donde la gasolina Premium alcanzó 22.89 pesos por litro”.

Argumentó que “sus costos de operación, comercialización y distribución son más elevados que los de otras marcas, dados sus altos estándares de seguridad industrial y de producto”. 

A su vez, Fullgas -otra de las marcas exhibidas por el presidente-, en voz de su director de operaciones, Jesús Montoya, mencionó que Quintana Roo no cuenta con una Terminal de Abastecimiento y Distribución (TAD) y para llevar los combustibles a Chetumal y Cancún sus pipas realizan recorridos de 800 kilómetros, a lo que se suma el pago por peaje.

“Entre más distancia tenga una gasolinera de una terminal de Pemex, más recorrido se tenga que hacer y más peaje haya que pagar, obviamente más caro va a ser el producto”.

El presidente presume gasolineras cerradas

Pero también hay otras gasolineras, como PetroSeven que tenían en promedio la Magna o regular en 18.74 pesos por litro y la Premium en 20.35. Esto fue dado a conocer por Rocío Nahle, secretaria de Energía, en la conferencia mañanera de Andrés Manuel López Obrador el pasado 15 de abril.

De hecho, Nahle presumió una tablita en la que se demostró que hay gasolineras que dan precios bajos, como la de “Súper Servicio M y M” en el Estado de México… sólo que su equipo no verificó que la estación de servicio estaba “cerrada”.

¿Por qué? En agosto de 2017 fue suspendida supuestamente por vender huachicol (combustible robado). Y aún más, dicha estación era propiedad de María del Carmen Miranda Nava y Ricardo Víctor Mercado Galán, hermana y cuñado del exsecretario de Desarrollo Social, Luis Enrique Miranda Nava.

Otro caso similar fue el de la gasolinera “Servicio Vanoe”, en Puebla, de la que solo se sabe que está abandonada desde hace casi dos años. El último precio de la Premium fue de 17.18 pesos el litro. Además, existen otras seis estaciones referidas por la Sener que no han estado activas desde hace más de un año.



Compartir: