A Fondo
Foto: Galo Cañas/Cuartoscuro
10 años de medir la pobreza en México: resultados a medias, según el Coneval
A Fondo
10 años de medir la pobreza en México: resultados a medias, según el Coneval
4 de cada 10 mexicanos se mantienen pobres
13 Ago | 2019
Por: Omar González
Muy Cierto
10 años de medir la pobreza en México: resultados a medias, según el Coneval
4 de cada 10 mexicanos se mantienen pobres
Ago 13, 2019
por: Omar González
Muy Cierto
Compartir:

En el transcurso de 10 años, una porción menor de la población del país sufrió por carencias sociales, como acceso a servicios de salud o mala calidad de su vivienda, entre otras. Gracias a esto, para 2018, se registró una disminución en la población que vive en pobreza y pobreza extrema en el país. 

Sin embargo, el trabajo del gobierno para promover el desarrollo social está aún lejos de terminar ya que, a pesar de estas reducciones, el ingreso de las personas no ha crecido lo suficiente, manteniéndolos en riesgo de caer en una situación de pobreza.

Además, en el mismo periodo la población del país creció 14 millones, lo que pudo favorecer que estos porcentajes disminuyeran en 2018.

Todo esto se dio a conocer el pasado 5 de agosto, cuando el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) dio a conocer su más reciente análisis de la pobreza en el país, 10 años de medición de pobreza en México, avances y retos en política social.

Cuestione revisó los datos presentados por el último informe del Coneval para tratar de entender la evolución de la pobreza en México, entre 2008 y 2018.

Reducción de las carencias

Para medir de forma integral la pobreza y el impacto de la política social en el país, el Coneval considera seis mediciones para abordar el enfoque de acceso a derechos sociales. Estas son: rezago educativo, acceso a servicios de salud, a seguridad social, a la alimentación, a servicios básicos de la vivienda y la calidad y espacios de la vivienda.

Analizando individualmente cada una de estas, pudimos constatar que las acciones de gobierno en la última década han tenido los siguientes impactos en la medición de carencias sociales de los mexicanos:

La mayor reducción fue en acceso a servicios de salud, que registró una disminución de 58% en una década. Esto significó que, en promedio, cada año se redujo el porcentaje de la población sin acceso a servicios médicos 7.6%. Aún así, uno de cada seis mexicanos no cuenta con atención médica.  

Después le siguió calidad de la vivienda: El Coneval considera que una vivienda digna no tiene piso de tierra, techo de lámina y no habitan en ella más de 2.5 personas por cuarto. Esta medición tuvo una reducción de 37% en una década, al pasar de casi 18% de la población que sufría esta carencia en 2008 a 11.1% en 2018. A pesar de esto, uno de cada 10 habitantes sufre esta carencia.

En el caso de rezago educativo -personas que dependiendo su edad no han tenido acceso a la educación básica obligatoria-, el porcentaje de la población que padece esta carencia se redujo en 10 años 23%, al pasar de 21.9% de los mexicanos en 2008 a solo el 17.4%. Esto implicó una reducción anual promedio de 2.5%. A la fecha, uno de cada seis mexicanos mantiene rezago educativo.

Por otro lado, a casi el 20% de la población le faltan, en 2018, servicios básicos de vivienda -acceso a agua potable, drenaje, electricidad y combustible de gas. Este porcentaje es 13.5% menor que lo observado en 2008. Esto significó una reducción anual promedio de 1.4%. En 2018, dos de cada 10 mexicanos no tiene servicios básicos en su hogar. 

Mientras que 57.3% de la población mexicana aún no tiene acceso a seguridad social en 2018, esta cifra es casi 12% menor a lo observado 10 años atrás cuando 65% de los mexicanos sufrían por esta carencias. En promedio, en 10 años se registró una reducción anual promedio de 1.4%. Sin embargo, aún seis de cada 10 personas no tiene seguridad social.

Finalmente, la carencia por alimentación fue la que menor impacto tuvo en la población al tener solamente una reducción de 6% entre 2018 y 2008, lo que se tradujo en un disminución anual promedio de solo 0.4%. Esto implica que aún 2 de cada 10 mexicanos no tienen acceso a una alimentación balanceada y suficiente. 

Entonces, ¿hay menos pobres?

Se registró una disminución en el porcentaje de personas en pobreza -que sufren una carencia social y su ingreso no le permite satisfacer su necesidades básicas. 

La disminución fue aún mayor en el número de personas en pobreza extrema -que padecen tres o más carencias y un ingreso tan bajo que no les permite nutrirse correctamente.

También, se observó un aumento en la población con pobreza moderada, que sufren de una a tres carencias sociales y un ingreso superior a la población en pobreza extrema.

Además, hubo un aumento importante, cercano al 50% (46.8%) en el porcentaje de la población vulnerable por ingresos. Esto quiere decir que, aunque no tienen carencias sociales, sus ingresos no le permiten satisfacer sus necesidades básicas y viven en riesgo de caer en pobreza.

Finalmente es necesario destacar que, en el mismo periodo, la población en México atravesó por una transición demográfica que hizo que aumentara de 111 millones en 2008 a 125 millones de mexicanos en 2018. Esto implicaría que el crecimiento de la población pudo favorecer a las mediciones reduciendo los porcentajes.

 ¿Qué dicen las autoridades?

Durante la presentación del informe, el nuevo secretario ejecutivo del Coneval, José Nabor Cruz Marcelo calificó que la reducción de la pobreza se encuentra en “un escenario de estancamiento” que esperan poder “modificar en el corto y mediano plazo”. 

Destacó que aunque “si hay reducciones puntuales” en algunos indicadores, “en las demás variables mantenemos un rezago y estancamiento importante”.

Por su parte, Fernando Cortés -consejero académico del Coneval- reforzó la idea de estancamiento al declarar que "la proporción de la población en pobreza extrema por ingresos prácticamente no se mueve o se mueve muy poco”.

Además, mencionó que “las carencias de seguridad social y alimentación, que son las que están más relacionadas (con la pobreza), también se mueven muy poco”. Aunque afirmó que las cuatro carencias restantes mostraron reducciones, que tienen “mucho que ver con los esfuerzos que ha hecho el Estado mexicano”.

De acuerdo al consejero, el ejemplo más claro de esto es la reducción en la carencia por salud que se logró “por el Seguro Popular”.

¿Aprovechará el presidente esta información o dirá que él tiene otros datos? ¿Logrará apoyar a los que menos tienen o se quedará en su promesa de campaña?



Compartir: