A Fondo
Foto: Mario Jasso/Cuartoscuro
Cuestione | ¡Por fin sabemos por qué no hay gasolina!
A Fondo
¡Por fin sabemos por qué no hay gasolina!
Les falló tantito la estrategia antihuachicol
24 Ene | 2019
Por: Elena Rivero Rojas
Muy Cierto
¡Por fin sabemos por qué no hay gasolina!
Les falló tantito la estrategia antihuachicol
Ene 24, 2019
por: Elena Rivero Rojas
Muy Cierto
Compartir:

Mucha demanda, terminales de almacenamiento vacías, poca producción y bajo volumen de importación fueron algunas de las circunstancias que contribuyeron al desabasto de gasolina que sufrieron algunos estados de la República mexicana en las primeras semanas de enero.

Ante la escasez, nos #cuestionamos: ¿fue un buen momento para implementar la estrategia contra el robo de combustible? Sebastián Garrido (coordinador de la Unidad de Ciencia de Datos del Laboratorio Nacional de Políticas Públicas), y Jorge Andrés Castañeda (coordinador de proyectos del Instituto Mexicano para la Competitividad) responden a esta pregunta en su artículo ¿Por qué hubo desabasto de gasolina en diciembre?

Veamos...

Plan Nacional de Atención a Instalaciones Estratégicas de PEMEX

El 27 de diciembre de 2018, el presidente Andrés Manuel López Obrador presentó el Plan Conjunto de Atención a Instalaciones Estratégicas de Pemex para detener las enormes pérdidas económicas generadas por el robo de combustible. Una de las estrategias que incluía este plan era el cierre de ductos que transportan gasolina para comenzar a distribuir este combustible en pipas.

Sin embargo, de acuerdo con los datos publicados por Castañeda y Garrido y que Cuestione analizó, el gobierno implementó la estrategia contra el robo de combustible en un mal momento por las siguientes razones: 1) varias Terminales de Almacenamiento y Reparto (TAR) estaban vacías y el inventario nacional de gasolina fue el más bajo; 2) el nivel de producción de gasolina fue muy bajo; 3) se importó un menor volumen de gasolina con respecto a la demanda; 4) diciembre es el mes con mayor demanda histórica de gasolina.

¿Cómo estaba el nivel de almacenamiento en las TAR?

Al analizar los datos del almacenamiento existente en las Terminales de Almacenamiento y Reparto (TAR), publicados por la Secretaría de Energía (SENER), se observa que en varias entidades federativas existía desabasto de gasolina desde octubre de 2018.

Una de las entidades con menor nivel de almacenamiento fue Querétaro, cuyo inventario se encontraba en 26 mil barriles, en promedio, durante diciembre de 2018; la última semana de diciembre disminuyó a 17 mil barriles y, en la primera semana de enero, sólo contaba con 6 mil barriles. La terminal Querétaro registró totalmente vacías sus reservas desde la primera semana de septiembre.

El Estado de México, fue otro de los estados con mayor desabasto en sus terminales, seguido por Jalisco, Guanajuato y Nuevo León. En general, durante diciembre, el inventario nacional de gasolina era poco favorable (2.5 millones de barriles) a comparación del promedio mensual del resto del año (2.6 millones de barriles), como se muestra en las siguientes gráficas, construidas con los datos de almacenamiento de la SENER.

¿Cuál fue el nivel de producción de gasolina?

El nivel de producción nacional de gasolina ha disminuido desde marzo de 2016. En diciembre de 2018, la cantidad de gasolina producida fue de 159 mil barriles, esto es 32% menos que el promedio de la producción decembrina de los años anteriores y la segunda cifra más baja desde 2016.

En enero de 2019 se observó el nivel mínimo de producción nacional, con 112 mil barriles, es decir, 62% menos que el promedio de la producción en enero desde 2016, como se muestra en el siguiente gráfico construido con datos de la SENER.

¿Cuál fue el volumen de gasolina importada?

La tendencia del volumen de importación total de gasolina fue constante durante 2018. Los meses en los que se importaron más barriles fueron a inicio y mitad de año, en febrero (658 mil) y julio (649 mil).

Hacia el fin de año, en noviembre, se importaron 623 mil barriles, es decir 10% menos que el promedio de la importación en el mismo mes desde 2016, como se aprecia en la siguiente gráfica construida con los datos del Sistema de Información Energética (SIE).

¿La demanda de gasolina es mayor en diciembre?

Al analizar los datos de la demanda interna de gasolinas, desde 2013 hasta 2018, como lo sugiere Garrido, notamos que el mes con mayor demanda, cada año, es diciembre. En promedio, la demanda de gasolina en diciembre es de 851 mil barriles (8.9% del total promedio demandado al año); mientras que en enero, el mes con menor demanda, es de 763 mil barriles, como se observa en la siguiente gráfica.

Armando el rompecabezas

En primer lugar, desde septiembre del año pasado, algunas terminales de almacenamiento y reparto de combustible reportaban vacío su inventario; el número de entidades con terminales en cero fue aumentando y en las primeras semanas de diciembre, al menos cuatro de las 75 TAR reportaron cero barriles en sus inventarios.

En segundo lugar, a pesar de notar que varias terminales ya no tenían combustible hacia fin de año, la producción de gasolina no aumentó; al contrario, octubre, noviembre y diciembre fueron los meses con menor producción en el año. Además, la importación de este producto tampoco se incrementó; se mantuvo constante y fue menor que la cantidad importada al comienzo de 2018.

Finalmente, la demanda de gasolina registra su punto más alto en diciembre, año con año, por lo tanto, ya se notaba que la cantidad de gasolina disponible no sería suficiente para atender su demanda en las últimas semanas decembrinas. A la escasez de gasolina almacenada, se añadió el cierre de los ductos que la transportan y el inicio de la distribución mediante pipas.

Los factores anteriores muestran que la última semana decembrina no era el mejor momento para implementar la estrategia contra el robo de combustible. Una alternativa hubiera sido que el gobierno esperara a que el almacenamiento contara con suministro suficiente o aumentar la producción de gasolina o incrementar la importación de este producto para cerrar los ductos.

¿Qué sigue?

En entrevista para Cuestione, Sebastián Garrido aseguró que un elemento relevante y que será necesario tomar en cuenta es que la mayor proporción de gasolina almacenada se encuentra en terminales marítimas. Por lo tanto, será un reto mayor el poder transportar el combustible hacia sus destinos mediante pipas, pues los trayectos serán mayores y su acceso será más complejo.

¿Qué estrategias empleará el gobierno para abordar este reto? ¿Tendremos la oferta de gasolina suficiente para atender su demanda en los próximos meses?



Compartir: