La oposición mexicana en tiempos de la COVID

Compartir:

El presidente ha perdido cierta aceptación

Por: SIMO Consulting

En las elecciones presidenciales del 2018, el entonces candidato Andrés Manuel López Obrador logró consolidar en Morena y sus aliados una fuerza electoral que sumó 53% de los votos emitidos.

El margen con el que obtuvo la victoria fue tan amplio que, incluso sumando los votos obtenidos por todos sus contrincantes, la coalición “Juntos Haremos Historia” quedaría por encima de la competencia con alrededor de 9 puntos porcentuales.  Además, en las cámaras de Diputados y Senadores lograron obtener más del 50% de los escaños.

En la actualidad López Obrador sigue gozando de una alta popularidad: 2 de cada 3 mexicanos y mexicanas lo apoyan. Lo anterior le da un soporte para consolidar su proyecto político de cara a las elecciones intermedias de 2021; sin embargo, hay algunas situaciones que contrastan con su buena imagen. 

A pesar de la popularidad del presidente, la crisis por la COVID ha representado un gran reto para los gobiernos de todo el mundo y México no ha sido la excepción. Dentro de esta coyuntura se puede notar que el presidente mexicano ha perdido cierto nivel de aceptación frente a otras figuras, incluso dentro de su mismo gobierno.


De acuerdo a la encuesta telefónica realizada a nivel nacional por SIMO, 76% de las y los mexicanos consideran que Hugo López-Gatell ha realizado un buen trabajo para enfrentar la pandemia, mientras que sólo el 60% reconocen como bueno el trabajo de López Obrador

Además, el 68% de las personas consideran confiables las conferencias de la tarde con el Dr. López-Gatell, mientras que sólo el 57% considera las conferencias mañaneras del presidente como confiables. En este último punto, también destaca que hay mayor confianza en otros especialistas: 85% depositan su confianza en médicos especializados antes que en los principales portavoces del gobierno.

En este contexto, la oposición, los partidos políticos que disputan el poder a Morena, han apostado por señalar lo que consideran malas decisiones o un manejo deficiente de la administración del país, no sólo en el tema de salud pública, sino en otros como la inseguridad y el desempleo. 

Durante mucho tiempo el tema que aparecía en los sondeos de opinión como el más importante a resolver en el país fue la inseguridad. Sin embargo, en la actual coyuntura de crisis sanitaria y económica, las y los mexicanos consideran que el asunto prioritario a atender es el desempleo: 74% de las personas lo entienden así. 

Llama la atención que sea precisamente en este tema, (considerado como prioritario en la agenda de Morena, con programas insignia como “Jóvenes Construyendo el Futuro”), donde ahora la población pida resultados. Pareciera que este es un tema en el que el actual gobierno no termina de convencer con sus acciones y donde el discurso no empata con la realidad.

Al momento, las fuerzas opositoras no han logrado posicionarse popularmente como actores políticos que representen una alternativa. Quizá si plantearan soluciones claras y de fondo para las necesidades de la población, dichas fuerzas políticas podrían sumar puntos para competir con el partido en el poder. 

Por ejemplo, al plantear estrategias y una nueva narrativa sobre cómo crear empleo, apoyar la continuación de los estudios en los y las jóvenes o  facilitar la atención a la salud de las personas adultas mayores. 

Por lo anterior, será de suma importancia dar seguimiento a la evolución de temas como la aprobación gubernamental y los temas prioritarios para la opinión pública de cara al proceso electoral de 2021 donde están en juego, además de la renovación de la Cámara de Diputados, 15 gubernaturas estatales, donde hasta ahora Morena sólo ha logrado obtener 6 de 32.

Fuente: Monitor de Simo Consulting. Semana del 3 al 9 de agosto. 1200 casos; levantamiento nacional.

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Recibe las noticias más relevantes de México cada mañana, inicia tu día informado.