Free Porn

Las elecciones en Argentina: entre lo malo y lo peor

Compartir:

- Advertisement -

La tarde del 22 de octubre comenzaron a salir los resultados de la primera vuelta electoral en Argentina y para sorpresa de algunos y decepción de muchos los finalistas son el peronista Sergio Massa y el ultraderechista Javier Milei. 

Patricia Bullrich, la candidata de Juntos por el Cambio del ex presidente Mauricio Macri -centro derecha- recibió apenas el 23.83% de los votos quedando así fuera de la gran elección, que se llevará a cabo el próximo 19 de noviembre.

El ministro de economía de la administración actual, Sergio Massa, quedó en primer lugar con el 36.7% de los votos, un crecimiento de más de 16 puntos porcentuales de los resultados que obtuvo en las elecciones primarias en agosto.

Por su parte el candidato “anarco-capitalista” de la coalición La Libertad Avanza, Javier Milei, quedó prácticamente igual que en agosto lo cual le fue suficiente para alcanzar la siguiente vuelta. 

Te puede interesar: Por primera vez en su historia, Colombia elige a un izquierdista como presidente, ¿cumplirá las expectativas?

Los resultados del pasado domingo fueron en muchos sentidos “una sorpresa”, si bien era de esperarse que estos dos candidatos pasarían a una segunda vuelta, el gran crecimiento de Massa no podía predecirse, nos comentó la periodista y conductora de radio Luciana Wainer. 

¿Quién es Javier Milei?

Argentina está atravesando una de las peores crisis económicas en su historia. En el último año los precios han visto un aumento del 138% y durante la administración actual el precio del dólar pasó de $69 pesos argentinos a casi $1,100 pesos argentinos en un periodo de cuatro años.

El desempeño económico tan deficiente que han tenido las últimas administraciones ha dejado a la población argentina decepcionada y enojada con la política. Estas, como hemos visto en muchos países en los últimos años, son las condiciones perfectas para que un líder populista emerja. 

Javier Milei es un diputado nacional autonombrado “anarco-capitalista” que se opone al aborto, niega el cambio climático y de ser electo promete cerrar 10 de los 18 ministerios que actualmente tiene el gobierno. También ha dicho que se deshará del Banco Central y privatizará las empresas estatales. 

Te puede interesar: El poder militar y la corrupción: México imita el ejemplo de Venezuela y Cuba

Este discurso le ganó en primer lugar en las elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO). Estas elecciones, consisten en una boleta abierta donde se encuentran todos los aspirantes de las diferentes coaliciones, de la candidatura más competitiva de cada uno de los grupos o partidos pasa a la siguiente ronda. 

La primera vuelta, la que sucedió el domingo 22 de octubre, tiene a los ganadores de las PASO compitiendo entre sí y los dos primeros lugares entran a la segunda vuelta. En este último paso se decide finalmente quién será presidente. 

Los resultados de esta última contienda confirman que si bien la mayoría de las personas no están de acuerdo con esta postura extremista, por lo menos el 30% de la población si lo hace y eso no es mínimo. 

A pesar de que “muchas de sus propuestas son imposibles de llevar a cabo, las narrativas importan” y las que vienen desde el poder “permean en la sociedad”, nos explicó Wainer, por lo que tanto la candidatura de Milei –o una posible presidencia– podrían hacerle mucho daño al tejido social argentino. 

Massa, ¿más de lo mismo?

Recientemente los votantes latinoamericanos se han tenido que enfrentar a elecciones donde las dos opciones en la mesa representan movimientos populistas, y Argentina no es la excepción. 

Sergio Massa es el ministro de Economía en un país donde el 40% de la población está viviendo en pobreza y su tiempo en este ministerio ha sido particularmente crítico. En los 15 meses que lleva ocupando el puesto, el precio del dólar pasó de $315 pesos argentinos a más de $1,000. 

Te puede interesar: Incertidumbre reina en Argentina tras triunfo de Javier Milei

De la mano del presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, Sergio Massa ha hundido al país en una crisis económica todavía peor de la que se vivía en 2019 cuando salió el ex presidente Mauricio Macri.

Los últimos cuatro años han visto “una de las gestiones más lamentables desde el retorno a la democracia” en el país, nos comentó el doctor en Ciencia Política por la Universidad de Belgrano en Buenos Aires y profesor en el Instituto Tecnológico Autónomo de México, Horacio Vives Segl. 

Pero finalmente, Massa es la opción del oficialismo y esto tiene un gran peso. A pesar de los errores y las decepciones “la sociedad argentina es mucho más permisiva con el peronismo que con cualquier otro gobierno”, dijo también el director del Centro de Estudios Alonso Lujambio. 

Argentina sin muchas opciones 

Parece ser que más allá de su desempeño en los últimos 15 meses, Massa logró captar el “voto del miedo” ante el radicalismo de Milei, coinciden ambos especialistas. Pero este primer lugar en la primera vuelta no le garantiza un triunfo a finales de noviembre. 

Es difícil ver un escenario en el que Massa gobierna sin Férnandez de Kirchner, quien ya anunció que no se retirará de la política. Esto puede ganarle simpatías con los grupos peronistas, pero también perderle muchos votos con el 30% de la población que no apoyó a ninguno de los dos candidatos en la primera vuelta, sobre todo porque gran parte de estos votantes antes que nada son antiperonistas. 

Te puede interesar: La política exterior mexicana en tiempos de Andrés Manuel

Si bien el hecho de que Milei no haya visto crecimiento entre las últimas dos elecciones da un respiro a todos aquellos que todavía creen en la democracia para Argentina, nada está escrito y sea quien sea el ganador el verdadero reto vendrá después cuando sea momento de “articular un país entero” en medio de una crisis y división social sin precedentes, comentó Weiner, también conductora del programa de radio ¿Qué Chilangos Pasa?

A cuarenta años del retorno a la democracia, esta se encuentra en un momento de quiebre, “consolidar y construir la democracia argentina costó mucho trabajo como para llegar a tener esta elección, estos candidatos y estas propuestas”, reflexionó Horacio Vives, también politólogo del ITAM. 

¿Le dará la sociedad argentina otra oportunidad al peronismo o será este el principio del fin de la Argentina que hoy conocemos?

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Recibe las noticias más relevantes de México cada mañana, inicia tu día informado.